Un día bueno

No somos más que el tiempo que nos queda caminando hacia el olvido que seremos. Es duro, pero es así. El resto, literatura. Lo mejor es no pensarlo mucho: seguir andando, tomar cafés, enamorarse, ver la lluvia… (Karmelo C. Iribarren)

EN EL ÚLTIMO BAR

Y qué pasó entonces. Pasó una mujer. Pero qué pasó, Que era de las que nunca terminan de pasar. (Karmelo C. Iribarren)